Cerramos proyecto de talleres de circo con circuito y la Minicompañía

– El sábado 21 de junio realizamos la actividad final del proyecto “El Circo: Una herramienta de intervención social que previene y disminuye conductas transgresoras ilícitas”. Una vez más la carpa se llenó de niños que practicaron lo aprendido en un circuito circense con distintas técnicas. También gozamos con la presentación de la Minicompañía.
– Ver fotos 

 

Con la presentación de la Minicompañía y un circuito circense para los niños y niñas de los talleres realizados en el marco del proyecto “El Circo: Una herramienta de intervención social que previene y disminuye conductas transgresoras ilícitas”, financiado por el  Ministerio del Interior,  cerramos las actividades usando la metodología del circo.

 

Al ver a los niños y niñas practicando mano a mano, telas, malabares, trapecio, es evidente el avance en su aprendizaje desde que ingresan a los talleres. Más ágiles, más atentos, se conocen, logran varias piruetas y es necesario un par de indicaciones de los monitores para intentar y lograr lo que nunca pensaron que podían hacer, explica Alejandra Jiménez, directora de El circo del Mundo.

 

El juego y el circo se constituyen en pilares fundamentales del desarrollo integral del niño, de su confianza, cuidado y trabajo en equipo. Eso es lo que promueve el  Programa del Fondo Nacional de Seguridad Pública que financió parte de nuestros talleres. “El objetivo es  prevenir que niños que viven en barrios vulnerables caigan en conductas transgresoras, especialmente en temas relacionados con narcotráfico y consumo a temprana edad”, dice Nicholas Kimber, asesor de la Subsecretaría de Prevención del Delito del Ministerio del Interior, presente en la actividad.

 

Para esta unidad gubernamental, abordar la infancia temprana es importante,  dice Kimber, “el circo motiva mucho especialmente a niños y jóvenes, y justamente, si hay un grupo prioritario de intervenir, son en las edades más pequeñas porque es muy difícil reinsertar o corregir temas en adultos que tienen problemas ligados al delito, que son muchos”.

 

El Circo del Mundo cumplirá 20 años este 2015 realizando talleres para niños y niñas usando el circo como metodología de transformación individual y social. Cada clase es una experiencia nueva de los que descubrimos en los primeros talleres y el poder trabajar con el cuerpo, el movimiento y el arte, no importa la condición no de donde provenga.

 

La Minicompañía está integrada por niños y niñas de 8 a 17 años que han estado en alguno de los talleres de terreno que hacemos durante el año en distintas comunas. Sus clases son todos los sábados en El Circo del Mundo.

 

Comparte este artículo en:

Compartir en Facebook Compartir en Twitter